Como perder 10 kilos en 2 semanas

perder10kilos

Por supuesto, cuando iniciamos una dieta en nuestras vidas tenemos toda la intención de perder peso en 3 días lo más rápido posible.

El deseo de obtener una mejor figura y fortalecer nuestra autoestima con un plan alimentario que nos ayude a perder esos kilos demás, es una idea que se nos presenta muy apetitosa, tan apetitosa que se nos antoja el hecho de eliminar la hora del desayuno o el almuerzo o alimentándonos en raciones más pequeñas. Y cuando deseamos complementar esta intención con una buena dieta, encontramos que existen muchísimas de las denominadas dietas milagrosas que nos prometen lograr disminuir kilos de manera instantánea, pero cuya propuesta se nos presentan como una autentica ilusión que jamás se concretará.

En este artículo volcaremos la atención en una de las dietas que sí puede responder a tus expectativas, logrando la perdida de al menos 5 kilos por semana, ya que su estructura está enfocada en una ingesta de alimentos que no supere las 1000 calorías, aparte de reducir en muy buena medida los carbohidratos y los azucares. Esta es la denominada dieta Scarslade, con la cual podrás ir verificando que al cabo de los pocos días de iniciarla has perderás al menos un kilo diario.

He aquí las pautas claves para tener éxito con esta dieta:

  • Solo realizar ingesta de comida durante tres veces al día.
  • Se trata de una dieta con índices altos de proteína, por lo que es necesario comer toda clase de carnes, desde las rojas y las blancas.
  • Es necesario consumir mucha fruta y verdura.
  • Eliminar toda clase de bebidas alcohólicas.
  • Aderezar las ensaladas con aceites de oliva que facilitan un ritmo adecuado de la circulación de la sangre y los procesos digestivos.
  • No consumir dulces.
  • Alimentarse de bebidas y/o frutas cítricas como lo son las naranjas o las mandarinas, ya que son poderosos antioxidantes que ayudan a eliminar los líquidos y grasas retenidos en el tracto intestinal para permitir así una buena evacuación de las grasas a través de las heces fecales.
  • Tomar al menos dos litros de agua.
  • Beber infusiones de té verde, manzanilla o jengibre durante las mañanas. (1)
  • Evitar la actividad física, ya que el aporte de las calorías y la energía es bastante inferior a la que se emplearía en el deporte, generando un desgaste en la salud de tu cuerpo.

Casi todas las dietas de perder peso rápido coinciden en el hecho de erradicar los altos niveles de azúcar y los carbohidratos. ¿Por qué? La explicación es sencilla: cada vez que nuestro cuerpo empieza a recibir estas propiedades, nuestro metabolismo es incitado a regularse para evitar el ritmo acelerado en la circulación de la sangre.

Nuestro cuerpo normalmente trabaja con un orden preciso, generando reacciones químicas y procesos que casi siempre procuran que nuestra vida ordinaria sea tranquila. Pero el efecto del azúcar en el organismo lo que hace es revolucionar e impulsar dicha condición a unos estados totalmente abruptos e inesperados.

Por ejemplo, cuando consumes una bebida gaseosa como lo puede ser la Coca-cola, que mundialmente se sabe contiene grandes cantidades de azucares, lo primero que hace el organismo es generar un mecanismo de defensa donde se acude a la liberación de las grasas de los músculos para compensar dicho desequilibrio.

A simple vista pensarías que entonces esto sería lo ideal, pero lo que realmente ocurre es que en la próxima ingesta de comida, las grasas que se logren extraer durante la digestión irán directamente a suplir la invertida durante el proceso para erradicar los niveles de azúcar, acumulando así más de las invertidas.

Por eso, el consumo de las proteínas cumple un papel esencial aquí: la calidad de las grasas que aportan empieza a deteriorar la consistencia de los músculos, reduciendo así la anatomía de los mismos y ayudándonos a lograr la figura que deseamos. ¡Qué esperas, empieza desde ya a perder kilos con la dieta Scarslade!

Como Hacer La Dieta Cetogénica Para Adelgazar Rápidamente

dieta-cetogenica-para-adelgazarLa dieta cetogénica es un tipo de dieta baja en carbohidratos. Para comprender lo que constituye una dieta cetogénica, es esencial comprender primero lo que significa el concepto de cetosis

¿Qué es la cetosis?

Este es un proceso donde el metabolismo del cuerpo libera compuestos químicos a través de las células del hígado.

Dichos compuestos son estimados como cuerpo cetónicos, los cuales son los encargados de enviar la energía al corazón y al cerebro durante momentos de emergencia, tal como lo hace la adrenalina cuando nos encontramos en una situación de alta presión.

Esta liberación de compuestos químicos lo que hacen es suplir la ausencia de alimentación, por lo que una manera fácil de impulsar el cuerpo a la producción de dichos cuerpos cetónicos es a través del ayuno, ya que cuando el cuerpo no recibe los nutrientes adecuados y los niveles de grasas para realizar sus procesos de digestión ordinarios, entonces el mismo organismo busca una solución optima a través del efecto de los cuerpos cetónicos.

Sí, tal como lo estas intuyendo, la dieta cetogénica consiste en dejar que el cuerpo sea suplementado por dicho proceso metabólico a través de una ingesta insuficiente de alimentos. Cuando se logra generar en el cuerpo un flujo de sangre carente de nutrientes y vitaminas, nuestro organismo lo que hace es recurrir a las grasas acumuladas en los músculos. Es por ello que esta es otra de las dietas de perder peso rápido más empleadas en el mundo, tanto así que algunas mujeres afirman que han perdido hasta 4 kilos en tan solo una semana.

Alimentos que puedes comer en la dieta cetogénica

Entre los aspectos a considerar sobre dicha alimentación es preciso indicar ante todo que esta dieta tiende a descartar todos aquellos productos alimenticios con niveles altos en glúcidos, es decir, todo aquello relacionado con los carbohidratos. Justamente, este la dieta cetógenica tiene un tinte similar al de una dieta enfocada en el bajo consumo de carbohidratos, acudiendo a la vez a la ingesta de grasas y proteínas que suplan dicha ausencia. He aquí los alimentos más adecuados a tener en cuenta para lograr perder peso rápido con esta dieta:

  • Puedes consumir todas las carnes por extensión, desde las blancas y las roja, hasta las denominadas frías como lo son las salchichas o embutidos. Los mariscos y el pescado son alimentos principales a tener en cuenta durante este tipo de alimentación.
  • Huevos, productos deslactosados y quesos amarillos
  • Verduras de toda clase complementadas con frutas: aquí entran en juego la coliflor, los puerros, los champiñones, las cebollas y todas las verduras de hoja verde por extensión. En cuanto a las frutas: las manzanas, las cerezas, las moras y frambuesas son las más óptimas para completar esta dieta. Las aceitunas también son muy útiles en dicho proceso gracias a sus niveles de hierro, lo mismo que las almendras y las nueces.
  • Emplear aceites de oliva y grasas naturales como el aceite de coco y la manteca de cerdo, también influyen mucho para que el metabolismo proceda a realizar la cetogénesis.
  • Emplear endulzantes como el stevia o la sacarina
  • Postres de contenido dietéticos.
  • Tomar regularmente bebidas alcohólicas como el vino, el whisky, el ron y el champaña, exceptuando la cerveza.
  • Evitar el consumo de dulces, helados y cafés provistos de azucares.

Un último dato a tener en cuenta es que la herencia genética que tiene la humanidad desde hace millones de años, ha configurado el metabolismo del cuerpo de tal modo que cuando exista una ausencia de ingesta de comida, entonces las grasas acumuladas en el cuerpo empiezan a emplearse para saturar el organismo de los nutrientes que necesita.

Esto se parece mucho a lo que hacen los camellos para sobrevivir a los cambios bruscos del tiempo en el desierto.

Así, la herencia que posee el ser humano en la naturaleza de su organismo proviene desde las épocas prehistóricas, cuando los nómadas estaban en constante movimiento para evitar ser víctimas de las fieras y asentarse en lugares donde crecieran mayores alimentos.

¿Es peligrosa la dieta cetogénica?

Por eso es necesario tener cuidado con la dieta cetogénica e irla implementado de manera progresiva, ya que al no hacerlo se puede producir lo que los nutricionistas denominan como el efecto rebote, el cual ocurre cuando el cuerpo ha perdido grandes cantidades de grasa: los músculos que se han resentido durante dicha perdida desearán volver a su estado ordinario, lo que obliga al metabolismo a obtener mayores grasas durante el proceso de digestión.

Dieta Paleo: ¿Qué es? y ¿cómo hacerla?

dieta-paleoLa dieta paleolítica conocida como “Dieta Paleo” se ha posicionada como la preferida a la hora de seleccionar nuevos hábitos alimenticios, por sus múltiples beneficios para quienes la practican:

  • Pierden grasa sin contar calorías.
  • Sin pasar
  • No tiene efecto rebote.
  • Promueve el desarrollo de la masa muscular y rendimiento atlético.

Más que una dieta, es un estilo de vida, es muy diferente a la dieta ceogénica. A continuación te presentamos 5 pasos para iniciarte en el nuevo mundo alimenticio a través de la Dieta Paleo

1.- Olvídate de los alimentos procesados; sal, azúcar (todos los edulcorantes).

Excluye todo lo que contenga; lácteos, cereales y legumbres. Saca todo lo que no esté relacionado con la dieta de tu despensa y comienza a rellenar los espacios con los alimentos que debes comer. Para satisfacer las necesidades de carbohidratos y proteínas la dieta te brinda la alternativa de elegir frutas, verduras, raíces, carne, mariscos, pescados, huevos. Para las grasas es recomendable ingerir frutos secos, aceite de oliva, aceite de coco, excelente fuente de grasa saludable y energía.

Se recomienda comer las frutas y bulbos en estado natural, esto debido a que en la elaboración los jugos suelen perderse parte de la fibra y otros nutrientes. A la hora de comprar frutas, asegúrate que estén cosechadas en temporada (en la web podrás conseguir tablas que te ayuden con esta tarea).

Cabe resaltar que el café y el té se deben consumir con moderación y para endulzarlo está permitido el uso de la Stevia o sirope de agave, también conocido como néctar o miel de agave. La Dieta Paleo exige ingerir por lo menos dos litros de agua al día.

2.- Consigue literatura que te oriente del estilo de alimentación Paleolítica.

El mercado ofrece una buena variedad de bibliografías al respecto. Educarte para un nuevo estilo de vida lleva su tiempo y merece invertir esfuerzo en conocer a fondo lo relacionado con la vida Paleo.

3.- Compra y cocina sin apetito (deja todo preparado).

Redime el sentido del premio, espera que llegue el hambre para alimentarte, activa tu circuito natural de recompensa y poco a poco tu cuerpo aprenderá a comer por hambre y no por ansiedad. Dejaras de sentir la necesidad de comer a toda hora creando un nuevo hábito ingerir los alimentos solo cuando tu cuerpo lo necesita.

4.- Hazte paleo de forma progresiva.

Es recomendable ir por etapas, por ejemplo, en la primera semana trata de eliminar los lácteos, otra los cereales y así gradualmente. A la par puedes comenzar con un plato de Dieta Paleo al día, luego dos así sucesivamente hasta cubrir el día.

5.- Activa a las personas que te acompañan a sumarse a este nuevo estilo de vida.

Crea tu comunidad Paleo. Compartiendo con los mismos la nueva costumbre alimenticia. Te traerá ventajas al crear un ambiente de confort y plenitud libre de ansiedad. Otro apoyo importante es que logres conseguir y unirte a las tantas comunidades Paleo a través de las redes sociales.

La Dieta Paleo te asegura tener una alimentación completa, sana, balanceada, rica en energías necesarias para el buen funcionamiento del cuerpo y sus rutinas diarias. ¿Qué esperas? únete ya a la comunidad Paleo, no te arrepentirás.

Como Bajar De Peso Rápidamente Con Una Dieta Baja En Carbohidratos

dieta-baja-carbohidratosPara las personas que viven en Estados Unidos, esta dieta ha sido denominada como Low Carb, que significa Pocos hidratos. Este tipo de dieta es considera como una de las dietas para perder peso fácil y rápido, sobre todo si se incluye una rutina diaria de ejercicios. Lo que se busca es eliminar todos los alimentos cuyas propiedades tengan que ver con los carbohidratos. Estos son: los cereales, los panes, las harinas, las pastas, los granos, entre otros. Esto en razón de que precisamente los carbohidratos, aunque no lo parezcan a simple vista, poseen altos niveles de azúcar. Estos índices salen a flote en el organismo y se integran a la sangre justo en el proceso de digestión tras el efecto de ser diluidos por los jugos gástricos.

Y así estos niveles de azucares entran en juego con las grasas acumuladas en los músculos, robusteciendo la fibra y consistencia de los mismos. Una persona que ordinariamente realiza actividad física con la intención de bajar de peso pero al mismo tiempo permanece comiendo alimentos empanadas, bebidas azucaradas o panes, realmente no está enfocando de manera adecuada su proceso, ya que durante esta ingesta de carbohidratos lo que ocurre es que está ayudando a blindar su cuerpo de la quema de grasas y por lo mismo se torna muy difícil cambiar la forma de la figura. Al erradicar en la medida de lo posible el consumo de carbohidratos, se evita que el azúcar fluya en la sangre y acelere el metabolismo, lo que obliga a los músculos a obtener mayor consistencia tras la digestión, provocando además que durante la ingesta posteriores de grasas acudan con mayor facilidad a estas zonas del cuerpo.

En este tipo de dieta se sugiere realizar ingesta de alimentos alrededor de cinco veces al día, pero dando una prioridad especial a lo relativo a las frutas y verduras. De acuerdo a la mayoría de los nutricionistas, existen cuatro principios básicos a respetar para lograr llevar una dieta baja en carbohidratos. Estos son:

1.- Alimentarse de verdura en altas cantidades

Incluyendo en el aderezo el aceite de oliva o el de colza que son los más suaves y ayudan a digerir la comida con facilidad. Las frutas son un complemento que tampoco se puede descartar, ya que sus nutrientes, propiedades y vitaminas equilibran y potencializan la digestión para que el metabolismo trabaje de la manera más eficiente.

2.- Las proteínas será ideales para complementar la ausencia de los carbohidratos

Por lo que están permitidos toda clase de carnes: desde las blancas hasta las rojas, exceptuando el hígado de los animales. Además, un alimento suave y con altos índices de Omega 3, que también favorecen al proceso de flujo de las grasas, es el pescado azul. Lo mismo ocurre con los huevos y los productos lácteos pero bajos en calorías, preferiblemente light.

3.- Enfócate en evitar los carbohidratos

La misma dieta nos indica que es importante reducir el consumo de carbohidratos, pero esto no indica evitar alimentarnos con estos por completo. Es importante no hacer un corte total de los mismos, por lo que se sugiererealizar la ingesta en pocas proporciones de arroz, papas, panes, entre otros.

4.- Eliminar radicalmente los dulces

Es decir, todo lo relacionado a los chocolates o malteadas. Para muchos es duro evitar consumirlos por la enorme tentación que representa: ¿Quién no se resiste al gusto deleitante de un buen helado? Pero es necesario hacerlo, ya que esencialmente los dulces son los que producen más daño y efectos contraproducentes generan durante esta dieta.

Solo para que te hagas una idea de cuál podría ser la ingesta adecuada de alimentos a lo largo del periodo en el que decidas implementar esta dieta, he aquí el modelo de un menú diario.

Ejemplo de menú de una dieta reducida en carbohiratos:

  • Desayuno: jugo de naranja, tortilla de huevos y tocino.
  • Media Mañana: picado de manzana, uvas pasas y yogur.
  • Almuerzo: pollo a la plancha, acompañado de lechuga, tomate, medio aguacate. Tomar jugo de frutas como lo es el de mora o mango.
  • Media Tarde: yogures, almendras y melocotón.
  • Cena: sopa de espinacas, salmón y jugo de banano en leche